75 cosas que hacer en Berlín

Berlín es una ciudad increible. Llena de historia, ambiente y sitios insólitos, estoy seguro de que hace falta varios viajes para conocerla a fondo. Dos veces he estado allí. La primera vez solo unos días. La segunda, una semana completa, dedicándole todas las horas a conocer todos sus rincones.

Pese a todo estoy seguro de que no la conozco a fondo, pero desde luego si que la conozco para poder recomendar multitud de cosas que puedes hacer en tu visita.

Por eso, te dejo aquí este listado de cosas que hacer en Berlín, para que puedas seleccionar lo que más te interese y puedas disfrutar de todo lo que tiene. Por eso, aquí van mis 75 cosas que hacer en Berlín. ¡Disfrútalas!

75 Cosas que hacer en Berlín

1-Los semáforos de los Ampelmann

Una de las cosas que más os llamarán la atención en Berlín son sus semáforos. Los Ampelmann, todo un icono, son los muñequitos de los semáforos de la antígua parte del Berlín Oriental, y hoy, se han convertido en uno de los iconos de la ciudad.

2-Tuberías de colores por la ciudad

Son realmente llamativas las grandes tuberías que verás en las zonas de obras de Berlín, y llaman mucho la atención. ¿Su utilidad? Sirven para drenar agua, y es que resulta que Berlín está levantada sobre una ciénaga.

3-El Palacio Bellevue

Al norte del Tiegarten y muy cerca de la Columna de la Victoria se encuentra este palacio que desde 1994 sirve como residencia oficial del presidente de Alemania.

4-La Columna de la Victoria

La Columna de la Victoria fue construida para rememorar la victoria de Prusia en la Guerra de los Ducados de 1864. Cuando se terminó de construir, Prusia había obtenido sendas victorias en la Guerra de las Siete Semanas y en la Guerra franco-prusiana, por lo que rememorá en realidad estas tres victorias. Inicialmente estuvo colocada frente al Parlamento, aunque finalmente fue trasladada hasta su ubicación actual, en el Tiegarten. Con 69 metros de altura ofrece unas vistas magníficas de Berlín.

5-Subir al Reichstag, el Parlamento alemán

Otro de los símbolos de Berlín. La visita al Reichstag es gratuita aunque para ello debeis reservar hora en su página web. La visita merece mucho la pena, especialmente la subida a la cúpula, acristalada y realizada por Norman Foster. Las vistas desde allí son realmente magníficas.

6-Realizar un freetour por la ciudad

Siempre recomiendo realizar un freetour cuando se visita una ciudad, y más cuando es una ciudad con tanta historia como Berlín. Hacer un freetour te permitirá ponerte en contexto con la ciudad y conocer algunas historias y curiosidades que de otra manera seguro que se te escaparían. Desde luego, una de las mejores formas de empezar a descubrir Berlín. Si te interesa puedes reservalo aquí.

7-Hacer la visita guiada sobre los nazis

Si queréis saber más sobre el mundo de los nazis y las barbaries que cometieron os recomiendo encarecidamente esta visita que en mi caso reservé aquí. En ella, además de recorrer algunos puntos interesantísimos de la ciudad relacionados con el nazismo, como el búnker de Hitler, la casa de eutanasia o la Operación Valkiria, explican de una forma muy amena la historia del partido nazi.

8-Memorial a los políticos asesinados

Juanto al Reigstag encontrarás este pequeño monumento que pasa casi desapercibido. Se trata de una sucesión de láminas de diferentes formas en las que se recoge el nombre del político perseguido, la fecha y su triste final.

9-Memorial a los gitanos asesinados

Muy cerca del Reichstag y a un lado del Tiegarten encontraréis este monumento en memoria de los gitanos perseguidos y asesinados. En un memorial sencillo, pero lleno de simbología. Fue el último de los memoriales a las víctimas del nazismo realizado en Berlín.

10-Monumento a los soldados soviéticos caídos

Uno de los monumentos memoriales más espectaculares de Berlín. Este monumento, situado al lado del Tiegarten y la puerta de Brandenburgo, homenajea a los soldados soviéticos caídos en la batalla. Fue levantado sobre las tumbas de 2000 soldados rusos enterrados en las proximidades, y según dicen fue hecho con las mismas piedras que formaban parte de la cancillería de Hitler. No os perdáis tampoco las artillerías y tanques que se exponen a sus pies.

11-La casa de Eutanasia

Existió en Berlín una casa de la Eutanasia que literalmente «se cargaba» a aquellas personas que no servían para el Régimen. Personas mayores, inválidos o discapacitados eran asesinados por este organismo a espaldas de sus familiares, que presuponían que su familia estaba siendo atendida por centros del Estado. Hoy, el edificio de la casa de Eutanasia no existe como tal, y en el lugar donde estaba, encontraréis un monumento en memoria de las víctimas, conocidos popularmente como «los olvidados».

12-Los restos de la guerra

Si os fijáis bien, todavía podéis ver edificios en los que se ve el paso de la guerra en Berlín. Casas con metralla en su fachada o la archiconocida iglesia del Kaiser Wilhelm son algunos de los ejemplos más claros.

13-El asesinato de los responsables de la Operación Valkiria

Puede visitarse el lugar exacto donde fueron asesinados los ideólogos de la operación Valkiria. El edificio donde esto ocurrió, es hoy el edificio del Ministerio Federal de Defensa Alemana. La entrada al patio, lugar donde tuvieron lugar los trágicos hechos, es gratuito. Nosotros lo conocimos realizando la visita guiada del Paseo histórico por el Berlín del nazismo. Un sitio histórico y muy curioso de ver.

14-Edificios nazis

Son muchos los edificios de aire nazi que todavía pueden verse en Berlín. Desde las embajadas de España, Italia o Japón, hasta por ejemplo el Ministerio de Propaganda o e Ministerio de Aviación.

15-El búnker de Hitler

Si, en Berlín está en bunker donde se suicidó Hitler antes de que lo cogieran preso. Eso si, no esperes verlo, ya que se encuentra bajo tierra medio destruido. Hoy solo un pequeño cartel informa del lugar exacto donde se encuentra este céntrico sitio.

16-Comerte un currywurst

No puedes irte de Alemania sin comerte un currywurst, uno de sus platos estrella, y también de los más económicos. En Berlín, es de lo más socorrido para matar el hambre rápidamente. ¿El más famoso? El de la cadena Curry 36. Buenísimo.

17-Ver Berlín desde el aire en un globo aerostático

Si te gustan las vistas en Berlín te proponen disfrutar de las de la ciudad desde el cielo a bordo de un globo aerostático, que sube hasta una altura de 150 metros.

18-Hacerte una foto con los muchos osos que verás por la ciudad

Por si no lo sabías te diré que el oso es uno de los iconos de Berlín. Este animal aparece hasta en la bandera de la ciudad. Caminando por las calles de la ciudad, encontrarás diferentes estatuas de osos pintadas con distintos motivos. No puedes irte de Berlín sin hacerte una foto con algunos de ellos.

19-Flipar con las tomas de agua de las paredes berlinesas

A lo largo de tus paseos por la ciudad vas a ver multitud de tomas de agua en las paredes en las que poder conectar mangueras. Llaman mucho la atención por el nombre tan largo que tienen en alemán, y segundo, por la gran cantidad de tomas de agua que vas a encontrar. Sorprendente.

20-Acercarte a conocer Checkpoint Charlie

Aunque se trata de una recreación, está bien acercarse a conocer Checkpoint Charlie. Este puesto fronterizo está ubicado en el punto donde anteriormente estaba el original, y fue el paso fronterizo más famoso de la ciudad y unía la zona aliada con la soviética. Hoy, puedes hacerte una foto en el lugar, y si hay guardias (precio pago) puedes hacerte una foto también con ellos.

21-Visitar la Topografía del Terror

Te guste o no la historia, visitar la Topografía del Terror es una de las cosas obligatorias que hacer en Berlín. este museo, de entrada gratuita, muestra sin tapujos los efectos del periodo nacionalsocialista en Alemania, con multitud de documentos y fotografías. Vale mucho la pena conocerlo.

22-Encontrar las marcas del muro por la ciudad

Aunque la mayor parte del Muro de Berlín fue derruida, todavía es posible imaginar por donde pasaba. A lo largo de toda la ciudad, una fila de adoquines marca los lugares exactos por donde el Muro dividía a la ciudad. Si te fijas en el suelo, no te será complicado encontrarlo.

23-Disfrutar del ambiente de Postdamer Platz

El antigua cruce de caminos que era Postdamer Platz ha dado paso a un centro de reunión, moderno y vibrante, lleno de vida, restaurantes y cafeterías, en el que destaca el Sony Center, un complejo de edificios comerciales muy modernos.

24-Ver la réplica del primer semáforo de Europa

En Postdamer Platz se encuentra una réplica del primer semáforo que hubo en Europa. Realmente curioso de ver, por su tamaño, diseño y forma.

25-Dar un paseo por el Tiegarten, el parque principal de la ciudad

Podéis echar horas en este parque, que además de ser el parque más famoso de Berlín es un auténtico pulmón verde para la ciudad. Recorriendo el centro de Berlín estoy seguro que lo cruzaréis varias veces. En su interior además de pequeños lagos y una cantidad inmensa de verde, veréis varias estatuas.

26-Pasar y fotografiar la Puerta de Brandenburgo, el monumento estrella

No pùedes ir a Berlín y no pasar por la Puerta de Brandenburgo, su monumento estrella. Es desde luego una de las cosas más básicas que hacer en Berlín, ya que se trata del monumento más visitado y fotografiado de toda Alemania. Eso si, hacerte una foto con la Puerta de Brandenburgo y que no salga nadie detrás, es una tarea bastante dificil. Así que ármate de paciencia y ¡suerte!.

27-Y a su lado, el hotel Adlon, el de Michael Jackson y su bebé

Se trata de uno de los hoteles más lujosos de todo Berlín. Situado a escasos metros de la Puerta de Brandenburgo la curiosidad que encierra es que es el hotel donde tuvo lugar el episodio en el que Michael Jackson sacó a su hijo cuando era tan solo un bebé por la ventana, una de las polémicas más sonadas del cantante.

28-Pasear por el monumento al holocausto judío

Sin duda una de las cosas obligatorias que hacer en Berlín. El monumento memorial al holocausto judío es el monumento memorial más famoso de la ciudad y también el más grande. Desde luego es un monumento que no deja indiferente a nadie. A algunos les encanta y a otros, les sabe a poco.

29-Ver el monumento memorial a los homosexuales

Situado en un lado del Tiegartes muy cerca del memorial al holocausto judío. Se trata de un pequeño habitáculo en cuyo interior, ya través de una pequeña ventana, como si estuvieran escondidos, podemos ver en una pantalla imágenes de hombres, y también mujeres, besándose con personas de su mismo sexo. En un monumento sencillo, pero muy bonito.

30-Recorrer las estatuas repartidas por el Tiegarten

Ya hemos dicho que el Tiegarten es el parque principal de Berlín. Además de los ya mencionados lagos y caminos, el parque cuenta con varias estatuas repartidas por sus inmediaciones.

31-FIjarte en los edificios con el cartel de la Bauhaus

La Bauhaus es una escuela de diseño internacionalmente conocida. Fundada en 1919 por Walter Gropius, encontrarás en muchos de los edificos de Berlín su firma.

32-Mirar la hora de país que quieras en el reloj mundial de Alexander Platz

En Alexander Platz encontrarás este curioso reloj en el que verás las horas de cualquier ciudad del mundo y que se ha convertido en uno de los monumentos más fotografiados de Berlín.

33-El ayuntamiento de Berlín

Fue construido entre 1861 y 1869 y llama la atención por el color rojizo de su fachada. De estilo renacentista, fue destruido en la II Guerra Mundial, siendo reconstruido y sirviendo de Ayuntamiento del Berlín Este. Actualmente, es también el ayuntamiento de la ciudad.

34-Ver la iglesia de Santa María

Situada junto al Ayuntamiento de Berlín, se trata de una de las iglesias más antiguas de la ciudad. Fue fundada en 1260 y tras la Guerra Mundial quedó destrozada, reconstruyéndose en 1950. Actualmente es una iglesia evangélica.

35-Y la fuente de Neptuno

Realizada por el escultor Reinhold Begas esta emblemática fuente se encuentra situada delante del ayuntamiento, a solo unos metros de la iglesia de Santa María. En el centro de la fuente se encuentra Neptuno, rodeado de animales acuáticos. A los lados de la misma, se encuentran cuatro figuras de mujeres que representan a los ríos Elba, Rin, Vístula y Óder.

36-Visitar el edificio de la Nueva Guardia

Se construyó en 1818 como cuartel de las tropas del Príncipe de Prusia, aunque hoy en día su función es la de servir de recuerdo a las víctimas de guerra y dictadura. En su interior se encuentra la figura «Madre con hijo muerto». quien situada bajo un óculo abierto al exterior, se encuentra a la intemperie, simbolizando el sufrimiento del pueblo berlinés durante la guerra.

37-Recorrer Unter den Linden

Una de las principales avenidas de Berlín y considerada por muchos como la calle más importante de la ciudad, Unter den Linden agolpa varios edificios interesantes a su paso, como la Ópera, la Universidad Humbold, el Edificio de la Nueva Guardia o Bebelsplatz. Pasear y recorrer esta avenida que desemboca en la Puerta de Brandenburgo es desde luego indispensable.

38-Ver la estatua a caballo de Unter den Linden

En mitad de la avenida Unter den Linden se encuentra la estatua de Federico el Grande, rey de Prusia. La estatua de bronce se colocó en este punto en 1851 por orden de Guillermo II. No siempre estuvo ahí, ya que permaneció en Potsdam entre 1951 y 1980.

39-Ver Bebelsplatz, la plaza de la quema de libros

Esta plaza en honor de August Bebel forma parte de la historia nazi al ser el lugar donde se realizó la famosa quema de libros por parte del partido nazi. Hoy, una pequeña ventana en el suelo tras la cual puede verse unas estanterías vacías, sirve de pequeño homenaje al recuerdo de aquel trágico suceso.

40-La Universidad Humbold

La Universidad Humbold en plena avenida Unter den Linden, y cercana a la isla de los museos, es la más antigua de Berlín. Fue fundada en 1810, y ocupa edificios que un día fueron palacios de la realeza prusiana. En ella han estudiado 29 ganadores del Premio Nobel, y como profesores ha contado con las figuras de Hegel, Einstein y Planck entre otros.

41-Y la catedral de Sant Hedwig

A un lado de Bebelsplatz se encuentra la catedral de Sant Hedwig, una catedral católica que actualmente permanece en obras por reconstrucción. Fue construida en el siglo XVIII por orden de Federico II el Grande, y como la mayoría de los edificios de Berlín, también sufrió las consecuencias de los bombardeos de la ciudad durante la Guerra Mundial, quedando destruida y teniendo que ser reconstruida.

42-Visitar las iglesias gemelas de Gendarmenplatz

En esta plaza considerada una de las más bonitas de Berlín, y que muestra como fue arquitectónicamente Berlín antes de la Segunda Guerra Mundial se encuentras las dos catedrales gemelas, una de origen alemán y la otra de origen francés. Ambas fueron construidas entre 1701 y 1708. Aunque una de ellas está cerrada, la otra se puede visitar, ya que en su interior se suelen realizar exposiciones de diverso tipo.

43-Admirar la nueva sinagoga de Berlín

Fue construida entre 1859 y 1866 como principal centro religioso de la gran cantidad de judíos que vivían en Berlín. Tiene influencias del arte islámico.

44-Comer salchichas y beber cerveza, esto es Alemania…

Esto tenía que estar en la lista. Además del tan afamado Currywurst, la colección de salchichas, codillos y carnes en especial que puedes comer en Alemania es grandiosa. Y qué mejor que hacerlo regándolo con alguna de sus mejores cervezas. Esto es Alemania, no lo olvides.

45-Recorrer los Patios Judíos

Los Patios Judíos de Hackesche Hofe son uno de los puntos con más encantos de la ciudad. Situados en la zona de Scheunenviertel, forman la mayor zona de patios cerrados de toda Alemania. Además de viviendas, los patios judíos son una zona con cafés, restaurantes y oficinas. Fueron declarados monumento histórico en 1972.

46-Disfrutar del arte alternativo de la Dead Chicken Alley

Este callejón ubicado en la calle Rosenthaler 39 es un claro ejemplo del arte alternativo y urbano de Berlín. Surgió por un grupo de jóvenes llamados «Los pollos muertos» durante la caída del Muro, quienes compraron esta callejuela para poder expresar su arte, ya que estaba prohibido por aquel entonces pintar en las paredes. En su interior además de un museo y dos bares, encontramos varios talleres de artistas.

47-Entrar a la catedral de Berlín y subir a la cúpula

Entrar a ver la catedral de Berlín, y sobre todo subir a lo alto de su cúpula, desde donde se obtienen unas bonitas vistas, es otra de las cosas imprescindibles que hacer en Berlín. La catedral fue construida a principios del siglo XX sobre los restos de una viaja catedral, y aunque por la Guerra Mundial la catedral quedó seriamente dañada, fue remodelada en 1975. En su interior, podemos encontrar la cripta de los Hohenzollern.

48-Visitar alguno de los museos (o todos) de la Isla de los Museos

Harían falta muchos días para conocer a fondo todos los museos de la Isla de los Museos. Pero personalmente, recomiendo visitar al menos uno de ellos. Ya sea el Museo de Pérgamo, el Bode, el Neues Museum, la Galería Nacional o el Altes Museum, todos guardan en su interior algunas obras y restos de edificaciones de lo mejorcito de Europa.

49-Buscar el carrillón más alto de Europa

También dentro del Tiegarten encontramos el carrillón más alto de Europa. Tiene 42 metros de altura y se encuentra ubicado en una torre independiente, muy cerca de la casa de culturas del mundo.

50-Recorrer Tempelhof, un parque en un viejo aeropuerto

El viejo aeropuerto de Tempelhof se ha convertido en uno de los parques más de moda de todo Berlín. Su vieja pista de aterrizaje ha dado paso a un parque donde perros, deportistas y jóvenes se unen cada día para disfrutar del atardecer.

51-Haz una excursión a Potsdam

Una de las excursiones más típicas desde Berlín es visitar la ciudad de Potsdam, una pequeña localidad llena de palacios. Allí podrás visitar entre otros palacios, el lujoso palacio de Sans Souci, conocer el Palacio de Charlotenburg, el lugar donde se firmó el acuerdo de paz de la Segunda Guerra Mundial, conocer un puente de intercambio de espías durante la Guerra Fría, o disfruta de los encantos del barrio holandés y del barrio ruso, entre otras muchas cosas. La verdad que vale la pena acercarse a a conocer esta ciudad durante un día. Aquí te dejo un post con todas las cosas que ver y que hacer en Potsdam, por si os sirve de ayuda. Hay excursiones desde Potsdam que se pueden reservar aquí.

52-Visita el campo de concentración de Sachsenhausen

Una de las cosas que hacer en Berlín imprescindibles es la de acercarse a conocer el cercano campo de concentración de Sachsenhausen, a menos de una hora de allí. Con audioguía en mano, podrás sentir y vivir los horrores del nazismo. La visita es realmente escalofriante, pero merece mucho la pena. Podrás ver barracones, el campo de trabajo y hasta la cámara de gas. Impresiona bastante. Podéis reservar esta impresionante visita aquí.

53-Acércate a conocer las viejas vías del Andén 17

En la estación de Grunewald se encuentra este memorial casi solitario que muchos desconocen pero que está cargado de significado. Desde este punto, salían los trenes a los distintos campos de concentración cargados de prisioneros. Es por ello que hoy, allí junto a la ya inutilizada via, pueden verse placas conmemorativas donde se recuerdan los trenes que desde estación salieron a los distintos campos de concentración. Un memorial sencillo pero muy emotivo. Si quieres saber más sobre este truculento memorial, puedes leer más sobre el Andén 17 de Grunewald aquí.

54-Visita el Estadio Olímpico de Berlín

Merece mucho la pena la visita al Estadio Olímpico de Berlín. En él, juega el equipo principal de la ciudad, el Hertha de Berlín, y también es el estadio de la selección alemana. Pero este estadio, cuenta con una gran historia detrás, ya que fue aquí, durante las Olimpiadas de Berlín, donde el atleta americano de color Jesse Owens, ganó varias pruebas de velocidad, echando abajo la teoría nazi sobre la superioridad de la raza aria, y según dicen, Hitler se negó a darle la mano. El estadio por cierto es impresionante.

55-La vieja (y nueva) iglesia Kaiser Wilhelm

Otra de las cosas que sin duda hay que hacer en Berlín. La iglesia memorial Kaiser Wilhelm es otro de los iconos de esta ciudad. Lo que le hace tan especial es el hecho de haber sido bombardeada durante la Guerra Mundial y no haber sido reconstruida. La iglesia destruida permanece ahí como recuerdo de los hechos del pasado, y junto a ella, se ha construido una iglesia, mucho más moderna.

56-Sube a la Torre de la Televisión

Las mejores vistas de la ciudad se obtienen desde lo alto de la Torre de la Televisión. Subir a la Torre de la Televisión es otra de las cosas obligatorias que hacer en Berlín, ya que ofrece unas vistas 360 grados de toda la ciudad desde sus más de 300 metros de altura. Es recomendable reservar las entradas con antelación, pues no siempre hay plazas disponibles. Podéis sacar aquí vuestras entradas online.

57-Recorrer el barrio de Nikolaviertel

Este barrio del centro berlinés es la zona residencial más antigua de la ciudad. Paseando por ella encontrarás calles de estilo medieval, además de la iglesia de San Nicolás, del año 1200. Merece la pena dar un pequeño paseo por esta zona de la ciudad.

58-Encuentra la estatua de San Jorge

Muy carca de Nikolaviertel y pegada al rio Spree encontrarás la estatua de San Jorge luchando contra el dragón, en una pequeña placita llena de encanto junto al rio.

59-Date un paseo en barco por el rio Spree

El rio Spree es el rio que atraviesa el centro de Berlín. Una de las cosas más típicas es dar un paseo en barco por el rio, y descubrir desde el agua algunos de los principales monumentos y rincones de la ciudad. Personalmente, cuando tengo días y algo de tiempo, me gusta hacer esta actividad que ya he hecho en otras ciudades como Oporto con el Duero, París con el Sena o Viena con el Danubio. Podéis contratar el paseo en barco por Berlín aquí, pero si no queréis coger el barco, al menos daros un paseo por sus riberas, ya que suelen estar llenas de ambiente, especialmente en la zona de la East Side Gallery.

60-Vete de compras a las Galerías Kaukoff

Situadas en la mítica plaza de Alexander Platz, las Galerias Kaukoff viene a ser el Corte Inglés de España, o el Harrods de Londres. No dejan de ser unos grandes almacenes con mucha solera, ya que fueron fundados en 1879. La cadena es originaria de Colonia, por lo que los veréis por varias ciudades alemanas.

61-Visita el viejo Palacio de las lágrimas

Esta antigua estación de tren, hoy convertida en un pequeño museo, recuerda las miles de despedidas entre familias de un lado y el otro. Por aquí pasaban antaño todos aquellos que cruzaban de un lado de la ciudad al otro y hoy, este espacio se ha convertido en un centro de recuerdo de aquellos tiempos convulsos. Aquí tienes más información sobre el Palacio de las Lágrimas.

62-Acércate a conocer el memorial de las víctimas del muro

Junto a la línea que marca por donde pasa el muro y muy cerca del centro de documentación del muro se encuentra este pequeño memorial a las víctimas del muro de Berlín. Gente que murió en su intento de cruzar de una Alemania a otra saltando el muro. Sus fotos pueden verse en este panel que sirve de memorial a las víctimas del muro.

63-Y por supuesto, visita el memorial del muro

Junto a la antigua línea fronteriza de la Bernauer Straße se encuentra un trozo de muro con la línea fronteriza y una torre de vigilancia. Justo enfrente veréis un centro de interpretación, en el que subiendo a la terraza de su piso superior se obtienen unas bonitas vistas de este memorial del muro. Tanto el memorial a las víctiams como el memorial del muro, pude conocerlos gracias al freetour del Muro de Berlín y la Guerra Fría, un freetour que podéis reservar aquí.

64-Disfruta de los graffitis de la East Side Gallery

SIn duda una de las cosas obligatorias que hacer en Berlín. Los graffitis sobre el muro de la East Side Gallery son una institución en la ciudad. Aquí encontrarás la foto del beso entre Erich Honecker y el ruso Leónidas Brézhnev o el Trabant, el coche típico de la RDA entre muchos otros. Estos graffitis han sido dibujados por artistas internacionalmente reconocidos y están cargados de mensajes donde se recuerdan algunos de los hechos pasados alemanes, así como mensajes cargados de paz y esperanza. Existen visitas que recorren esta y muchas otras zonas de arte alternativo. Si os interesa, podéis reservarla aquí.

65-Cruza el Puente Oberbaun, el puente de la película «Corre Lola, corre»

Uno de los puentes más característicos y bonitos de Berlín. Seguramente lo reconozcas si has visto la película «Corre Lola, corre», pero si no, te recomiendo pasar por él aparte de por su belleza, por ser el punto de unión entre la East Side Gallery y el barrio de Kreuzberg.

66-Divisa el Molecule Man, la escultura del río

En el rio Spreee y con casi 30 metros de altura parece flotar sobre sus aguas el Molecule Man, una escultura de aluminio diseñada por Jonathan Borofsky.

67-Hazte unas fotos en algún viejo fotomatón

Durante tu recorrido por las calles de Berlín, encontrarás viejos fotomatones por la ciudad. Un aparato casi en deuso que en Berlín todavía se lleva. Y es que las fotos rápidas de fotomatón todavía molan, ¿no?

68-Recorre y disfruta del ambiente de Kreuzberg, el barrio turco

Pocos barrios tienen el ambiente de Kreuzberg, uno de los barrios con más ambiente y solera de Berlín. Te recomiendo pasear por sus calles, disfrutar de sus graffitis y dejarte seducir por el ambiente del barrio turco por excelencia de Berlín.

69-Cómete un kebap en Mustafa Gemuse

Se dice que el kebap se inventó en Berlín hace muchísimos años, aunque hay otras teorías que lo desmienten. Lo que si está más claro es que Mustafa Gemuse hace los mejores kebaps de la ciudad, así que este es el sitio más típico para probarlo. Eso si, la fila de este pequeño puesto de kebaps es bastante larga, y normalmente tendrás que esperar cerca de una hora. Eso si, una vez probado el kebap te puedo gaarntizar que la espera vale la pena.

70-Visita alguno de los muchos mercadillos

Son muchísimo s los mercadillos que hay en Berlín. Muchos de objetos de segunda mano. Ropa, libros, discos, antigüedades… busques lo que busques estoy seguro que lo encontrarás en alguno de estos mercadillos de Berlín.

71-Acércate a conocer alguna de las casas okupas de Berlín

Todavía quedan casas okupadas en Berlín, muchas de ellas convertidas en auténticas comunas y centros sociales. La más conocida sin duda es Kopi tras el cierre de Tacheles. Aunque eso si, en algunas, los curiosos no son del todo bien vistos.

72-Disfruta del ambiente de Friedichshain, otro barrio con solera-Recorre la rivera del rio Spree

Junto con Kreuzberg, uno de los barrios icónicos de Berlín. Pasear por Friedichshain y dejarse seducir por su ambiente, es una de las cosas obligatorias que hacer en Berlín. Un barrio moderno, cosmopolita, multicultural, que estoy seguro que no te dejará indiferente. Uno no conoce Berlín si no ha paseado por Friedichshain y por Kreuzberg. Además tendréis la oportunidad de probar la vieja cabina telefónica, reconvertida en la discoteca más pequeña del mundo.

73-Adquiere la Berlín WelcomeCard

Adquirir la Berlín WelcomeCard puede ser una gran idea para recorrer la ciudad, pues además de todos los medios de transporte, la tarjeta incluye interesantes descuentos para visitar algunas de las principales atracciones de la ciudad. Podéis adquirirla aquí.

74-Visita las embajadas de España, Italia y Japón

Situadas en las inmediaciones del Tiegarten, estas embajadas llaman la atención por el diseño de sus edificios, de estética nazi. Además, la de Italia llama la atención por su color rosa.

75-Encuentra la Fuente de los cuentos de hadas

Situada en Volkspark, el parque de Friedichshain, fue inaugurada en 1913 y es conocida por sus esculturas, las cuales representan distintas figuras de los cuentos de hadas más clásicos.

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

Booking.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.