Fin de semana en Granada, día 1

Después de haber estado un tiempo preparando y buscando fecha para este viaje, a principios de noviembre llegó el momento de hacer una escapada por el sur de España. Invitados por el hotel El Ladrón de Agua, nos acercamos a conocer Granada, una ciudad con mucho que ofrecer y cuya belleza y encanto cautivan a todo aquel que la visita.

Nuestro principal problema era el transporte. Tras haber barajado diversas opciones, nos decidimos por un término medio entre comodidad y presupuesto. Cogimos el AVE Zaragoza-Madrid y allí enlazaríamos con un autobús que en 5 horitas nos dejaría en Granada.

carrera-del-darro.JPG

Al llegar allí nos encontramos con una primera sorpresa, y es que pensábamos que la estación de autobuses se encontraba más cerca del centro de lo que en realidad estaba(al menos google así lo indicaba). Pero se solucionó rápido y con un solo autobús, el 3 o el 33, ya estábamos en pleno centro de la ciudad, junto a la Catedral.

Teníamos un alojamiento privilegiado, situado en la Carrera del Darro, una de las calles que bordea el Albaycín, a los pies de la Alhambra y muy cerquita de todo. Tras conocer a Violeta, nuestra amable anfitriona y dejar las maletas nos aventuramos a conocer Granada, la ciudad que patearíamos a fondo durante los siguientes dos días.

el-ladron-de-agua-granada.JPG

Para facilitar nuestra visita habíamos comprado por Internet la Granada Card, así que lo primero era pasar a buscarla por uno de los puntos de recogida. Nosotros optamos por el puesto de audioguías This is Granada, situado en la Plaza Nueva.

Ahora sí, con las tarjetas en nuestro poder, intentamos aprovechar al máximo las horas de día que nos quedaban.

El primer lugar al que fuimos fue la Capilla Real, uno de los lugares más visitados de Granada y que tiene su origen en la decisión, por parte de los Reyes Católicos, Isabel de Castilla y Fernando de Aragón, en 1504, de enterrarse aquí. Ese fue el momento en que se dio orden de comenzar las obras, no solo del monumento funerario, sino también de la catedral, construida de modo simbólico, y como era habitual en las plazas reconquistadas, sobre la antigua mezquita.

capilla-real-granada.JPG

En la cripta, además de Isabel y Fernando se encuentran enterrados su hija Juana con su esposo, Felipe el Hermoso, quien fue Rey de España aunque por poco tiempo, y el infante Miguel de Portugal, nieto de los Reyes Católicos y muerto de niño.

tumba-reyes-catolicos-granada.JPG

En el pequeño museo que hay en la Capilla Real se pueden ver, además de pinturas de la época, la corona de Isabel la Católica.

Tras esta visita, breve, pero cargada de historia, nos acercamos a conocer la Catedral de Granada, ordenada construir por los Reyes Católicos como símbolo de la victoria del Cristianismo.

catedral-de-granada.JPG

Ambos edificios son únicos, ya que están construidos en plena época de cambios y mezclas de estilos artísticos, el gótico tardío en la primera fase del arquitecto Egas y las novedades del Renacimiento, que jóvenes artistas como Siloé, quien concluyó las obras, traían desde Italia.

Después de esto nos perdimos un rato por las calles que rodean la catedral, esquivando a las mujeres, bastante insistentes, con ramitas de romero y guiándonos por el olor de los tés y las especias. Así llegamos a la plaza Bib-rambla, un buen lugar en el que sentarse a tomar un chocolate con churros, de gran tradición en Granada, aunque ese plan lo dejaríamos para el día siguiente.

tipos-de-te.JPG

En su lugar, nos acercamos al Corral del Carbón, un monumento que data del siglo XIV y que es la única alhóndiga andalusí conservada íntegramente en la Península Ibérica. Actualmente su patio se utiliza como escenario de teatro y de conciertos de flamenco y el edificio pertenece a la Junta de Andalucía. Muy cerquita de allí se encuentra el Palacio de los Duques de Abrantes.

corral-del-carbon-granada.JPG

Desde aquí nos dejamos perder por las calles y nos aventuramos a conocer el Albaycín, uno de los barrios más típicos y con más encanto de la ciudad. Comenzamos el ascenso por la calle Elvira y sus alrededores, donde se suceden las tiendas de souvenirs y los restaurantes de comida árabe al más puro estilo de un zoco.

calle-elvira-granada.JPGzoco-en-granada.JPG

Nuestro objetivo era subir al mirador de San Nicolás, desde el que hay unas vistas inigualables de la Alhambra y el Generalife, y, aunque ya había anochecido, la postal y el ambiente eran inmejorables. Por el camino nos topamos con la Iglesia del Salvador, la Iglesia de San Nicolás y con la casa en la que nació el famoso cantaor Enrique Morente.

la-alhambra-de-noche.JPGiglesia-san-salvador-granada.JPG

Cuando llegamos a la Plaza Nueva, donde se encuentra el edificio de la Real Chancillería, era ya hora de cenar, y, como no podía ser de otro modo, estando en Granada teníamos que ir de tapas. En esta ciudad, las tapas no se eligen, en cada lugar te sacan un plato con cada consumición y es sorpresa, lo que lo hace aún más apetecible.

Tras probar aquí y allá y con el estómago más que lleno, volvimos a nuestro hotel para descansar, porque al día siguiente nos esperaba el plato fuerte del viaje, la visita a la Alhambra y el Generalife.

-Puedes seguir leyendo nuestro fin de semana por Granada pinchando aquí

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

10 respuestas a Fin de semana en Granada, día 1

  1. sin duda una de las ciudades con mas encanto de nuestra geografia que no ha perdido ese ambiente arabe uno de mis sitios favoritos para perderme

  2. M.C. dijo:

    Me encanta Granada!! Es una ciudad preciosa y su mirador de San Nicolás es mi lugar favorito… He estado dos veces y la Capilla Real no la he visitado en ninguna de ellas… Así tengo excusa para volver! jijijiji

  3. Rocío dijo:

    Buenas tardes! Como guía oficial me alegra mucho leer tantos elogios hacia Granada, pero como granaína mucho más 🙂 sólo matizar un punto: en Granada las tapas también se pueden elegir, depende del sitio o mejor dicho, del barrio. El centro es muy turístico y, aunque no está mal, la próxima vez podéis probar con otra zona 😉 y por último, espero que alguien os explicara o aclarara que la Capilla Real tal y como consta ahora, no era el deseo de la reina Isabel 🙁 Saludos!

    • xipo dijo:

      Gracias!! Nos alegra de que te guste!! Granada es una ciudad preciosa con un montón de encanto y cosas por visitar!! A la capilla de los reyes entramos con una guía!! Los de las tapas fue sobre la marcha y aunque en el centro no nos gustaron demasiado (salvo las croquetas de los Manueles que valen muuuucho la pena), al día siguiente comimos cerca de los Jerónimos y nos pusieron unas raciones más que grandes y elaboradas!!!

  4. Qué bonita es La Alhambra de noche! Bueno, y de día también

  5. Nosotros también cogimos el autobus desde Madrid, pero lo cogimos de noche, asi que a las 6 de la mañana estabamos alli. Como dices la estación está bastante retirada del centro, pero eso nos ha pasado en la mayoria de las ciudades que hemos estado, asi que estamos acostumbrados. Me parece que tardamos 20 minutos a pie en llegar al centro, bueno a la altura de la catedral. El transporte público lo usamos para ir a la Alhambra pero luego vimos que tampoco estaba tan lejos, así que Granada con tiempo puedes recorrerla tranquilamente andando.

    • xipo dijo:

      Si, la Alhambra está relativamente cerca, se puede ir a pie sin problema. Yo el bus que agradecí fue el de subida al SAcromonte, por evitar la cuesta, pero es cierto que podría hacerse bien a pie. El resto de distancias no son demasiado largas, por lo que se puede hacer a pie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.