Nida, la colonia de artistas del istmo de Curlandia

Nida es un lugar especial, de esos que te atrapan nada más poner un pie en él. Sus casitas de colores, los grandes jardines, su paseo de la fama o sus playas y paisajes son argumentos más que de sobra para caer rendido a sus encantos. Actualmente, Nida está considerada la ciudad principal de la zona de Neringa, y es además una de las zonas de veraneo más conocidas y frecuentadas entre la gente de Lituania, pero años atrás, Nida era conocida por ser una colonia de artistas, y es que hasta este encantador pueblo del istmo de Curlandia acudían los artistas para establecer y encontrar en él la inspiración necesaria para dar rienda suelta a su talento.

escultura-nida-lituania.JPG

Fue a finales del siglo XIX cuando la colonia de artistas de Nida empezó a emerger, con la visita del pintor alemán Louis Corinth. Años más tarde fueron otros los artistas alemanes los que acudieron a Nida buscando inspiración, como el artista Max Pechstein o el escritor Premio Nobel de Literatura Thomas Mann. Fue con motivo de la Segunda Guerra Mundial cuando se puso fin a esta curiosa colonia de artistas, aunque bien es cierto que ese espíritu bohemio parece perdurar en el tiempo y en el ambiente.

casas-madera-nida.JPG
casa-nida-lituania.JPG

Como comentaba anteriormente, Nida es uno de los lugares favoritos de los lituanos para hacer una escapada y relajarse unos días, especialmente en verano. Enclavada en pleno istmo de Curlandia, tanto Nida como los alrededores tienen kilómetros y kilómetros de finas playas que se funden con el bosque, creando un paisaje y un entorno natural precioso.

nida-istmo-curlandia.JPG

En plano centro del pueblo puede verse un pequeño “paseo de las estrellas“al más puro estilo Hollywood,  una de las curiosidades que esconde el lugar y que sirve de homenaje al famoso festival de música “Ben, let’s sail to Nida” (Ben, pesquemos en Nida), creado por el productor y shoman Arunas Valinskas, y que con cuya celebración se da el pistoletazo de salida a la temporada de verano.

paseo-estrellas-nida.JPG

Además la zona tiene varios lugares curiosos que descubrir, muchos perfectamente accesibles alquilando una bicicleta. Quizás el más sorprendente de todos ellos sea la conocida como “Colina de las Brujas”, un bosque repleto de grandes tallas de madera que representan a distintos personajes y figuras de la mitología, leyendas y cuentos populares lituanos, y del que se dice que está encantado.

casas-colores-nida-lituania.JPG
tejados-nida.JPG

El istmo de Curlandia es una zona muy interesante de visitar, ya que esconde parajes y rinconces naturales sorprendentes y muy originales, y Nida es buena muestra de ello.

Conocí el pequeño pueblo de Nida a través de un viaje realizado con la agencia Marco Polo y Blog on brands. Por favor, pincha aquí, para conocer más detalles de este viaje.

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>