Ruta por los Balcanes, Día 7, Lagos de Plitvice-Zadar

Hoy era el día en que más pronto nos levantábamos de toda la ruta por los balcanes. A las 4,30 sonaba el despertador y tras abrir los ojos y hacer las maletas, a las 5,30 entrábamos a la estación de Zagreb. En quince minutos salía un autobús que nos llevaría a los lagos de Plitvice, plato fuerte del día, para más tarde viajar hasta Zadar, ya en la costa, donde haríamos noche.

Una vez en el autobús y mientras comentábamos cosas del viaje, alguien se vuelve a darnos conversación. Se trata de Asier, un chico de Bilbao que viaja solo. Está en Zagreb porque al día siguiente volaba de vuelta a Bilbao, y hoy, va como nosotros a conocer Plitvice. Asier había recorrido Croacia de abajo a arriba, justo en sentido contrario a como íbamos a hacerlo nosotros, por lo que nos dio algunos consejos para los siguientes días.

Tras dos horas y media de viaje, por fin llegamos a los lagos. Habíamos decidido salir tan pronto de Zagreb para poder estar allí de los primeros para evitar las altas temperaturas y la gran masificación de turistas que suele haber en las horas centrales del día, y la verdad que el madrugón resulto ser un gran acierto.

Una vez en la entrada, preguntamos por algún sitio donde dejar las mochilas, pues no era plan de ir con la mochila cargada sobre los hombros durante el recorrido por el parque. No había taquillas pero sí un hotel cercano en el que nos dijeron que nos lo guardarían.Así que para allá que nos fuimos a comentar en recepción lo que nos habían dicho, y aunque la chica de recepción no puso demasiado buena cara, sí que aceptó a guardarlas y sin coste alguno, toda una suerte.

El parque nacional de los lagos de Plitvice es el parque nacional más famoso del país y sin duda es de visita obligada. Con más de 30000 hectáreas, el parque cuenta con 16 lagos y multitud de cascadas rodeadas de un entorno de frondosa vegetación donde abundan especialmente los bosque de hayas.  Destaca el azul del agua de los lagos, un azul turquesa provocado por el efecto de los minerales que en encuentran en sus aguas.

cascada-de-los-lagos-de-plitvice.JPGaguas-turquesas-en-los-lagos-de-plitvice.JPGvistas-aereas-de-los-lagos-de-plitvice.JPGLa entrada al parque cuesta 110 kunas (Unos 15 euros) para los adultos y 80 (unos 10,50 euros) para estudiantes. Dentro del parque hay distintos recorridos para hacer. La dureza y la duración varía de unos a otros. Nosotros decidimos realizar el recorrido C, calculado para hacerse entre cuatro y seis horas y en el cual además de ir andando se coge un barco y un trenecito.

El recorrido empieza con el trenecito, quien te acerca desde la entrada al comienzo de los caminos. A partir de allí simplemente hay que seguir las indicaciones hasta llegar al barco que te cruza uno de los lagos para continuar posteriormente andando. Durante el camino se pueden ver multitud de cascadas y aguas tan trasparentes que es posible ver el fondo con todo detalle. No está permitido bañarse (sí en el parque de Krka) ni tampoco salirse de los caminos.

cascadas-en-los-lagos-de-plitvice.JPGpeces-y-aguas-cristalinas-lagos-de-plitvice.JPGvistas-aereas-de-los-lagos-de-plitvice.JPGUna vez finalizada nuestra visita al parque y con las mochilas ya en nuestro poder, llegaba el turno de viajar hasta Zadar, a la costa, a ver el mar y darnos ese chapuzón que tanto ansiábamos. El autobús para en una pequeña caseta que hay en la carretera principal y es en el mismo autobús donde se compran los billetes (102 kunas). Además, hay que pagar un pequeño suplemento en caso de llevar maleta o mochila como nosotros (entre 8-10 kunas).

Tras un par de horas llegamos a Zadar.Nuestro apartamento estaba en el casco antiguo, muy cerca de los principales lugares de interés. Tras dejar las mochilas, lo primero que hicimos fue ponernos el bañador y salir al paseo marítimo. Allí en uno de los pequeños espigones es donde por fin probamos el agua del Adriático.

Una vez terminado nuestro baño y ya cambiados de ropa, vuelta por el casco histórico donde destaca la iglesia de San Donato, del siglo IX y edificada sobre un antiguo foro romano. Enfrente la iglesia de Santa María y el museo arqueológico. La verdad es que está todo muy animado. Hay bastante gente y abundan heladerías y alguna que otra tienda de souvenirs.

san-donato-de-zadar.jpgsanta-maria-de-zadar.JPGYa paseando por el paseo marítimo nos encontramos pequeños puestos de colgantes y también de mazorcas asadas, muy típicas de por aquí. Al final del paseo, aparece el famoso órgano marino, quien gracias al viento que entra y sale de él emite unos sonidos muy relajantes, tanto que incluso alguna ballena ha acudido hasta aquí encandilada por tan sugerentes cantos.

Estaba anocheciendo y el órgano estaba lleno de gente. Sin duda éste es un punto especial para ver la puesta de sol. Incluso se ha llegado a decir de Zadar que posee la más bella puesta de sol del mundo. Allí esperamos pacientes tan grandioso momento, pero las nubes cerradas y la mala suerte nos impidieron admirar tal espectáculo. Una pena.

organo-marino.JPGatardecer-en-zadar.JPGescultura-paseo-maritimo-de-zadar-al-atardecer.JPGYa de noche y tras cenar volvimos a dar un pequeño paseo nocturno. Callejeando de nuevo por el centro nos acercamos a ver la Oda al Sol, unos círculos de gran tamaño compuestos por paneles fotovoltaicos que recogen la luz solar durante el día y la expulsan por la noche mediante los movimientos de las personas en un espectáculo luminoso increible. Además, la luz que recogen durante el día sirve para dar el alumbrado eléctrico de parte de la ciudad.

san-donato-de-zadar-por-la-noche.JPGcatedral-de-zadar-por-la-noche.JPGoda-al-sol-en-zadar.JPGAl poco tiempo, las amenazantes nubes que nos impidieron disfrutar de la puesta de sol rompieron sobre nosotros con gran fuerza en una de esas tormentas que no se olvidan. Por suerte un bar de copas se cruzó en nuestro camino, y encima era sábado por la noche,así que nos dejamos seducir por tan peligrosa mezcla, aunque no en exceso,todo hay que decirlo, ya que al día siguiente debíamos dedicar la mañana a conocer bien Zadar, puesto que al mediodía partíamos hacia Split.

-Si te has perdido algún detalle de nuestro viaje puedes comenzar a leerlo desde el principio pinchando aquí. 

-Puedes seguir leyendo nuestro viaje pinchando aquí 

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

Booking.com

18 respuestas a Ruta por los Balcanes, Día 7, Lagos de Plitvice-Zadar

  1. Julia Comino dijo:

    Preciosas las fotos de los lagos!!! A mi la tormenta me cayó en el parque,je,je, pero aun así fué precioso 😉

    • xipo dijo:

      Los lagos son una maravilla.. Nosotros tuvims suerte… Fuimos a primera hora, y no hacía demasiado calor y tampoco había gente en exceso….

  2. Arol dijo:

    Que sitio más bonito!! Me quedo con las ganas de tirarme al agua

  3. Cool dijo:

    Que bonito xipo, Plitvice tal y como lo recuerdo a pesar de los años. Me ha gustado mucho Zadar y su Oda al sol.

  4. Los lagos de Plitvice tienen que ser espectaculares!! Y después de un día de largas caminatas sentarse frente al mar a contemplar la puesta de sol escuchando los sonidos del órgano marino tiene que ser muy relajante! Este verano tenía previsto viajar a Croacia pero he tenido que aplazar el viaje, aunque espero poderlo hacer pronto… De momento me contento con tus relatos!

    Saludos!!

    • xipo dijo:

      Los lagos de Plitvice son una pasada!! Y Zadar también nos gustó mucho!!! Te recomiendo los dos para tu futuro viaje por allí… Ojalá puedas hacerlo pronto, que te gustará!! Saludos!

  5. Victor dijo:

    Plitvice es sin duda un lugar increible. De hecho, yo decidí ir a Croacia en el 2008 porque vi unas fotos de Plitvice y dije… ¿Donde estará es?… y cuando vi que era en Croacia, ese mismo verano nos fuimos a verlo. Así funciono… por impulsos jejeje

    El organo marino me pareció de la más curioso. El sonido es hipnotizador… Aún me acuerdo de la melodía.. jejeje. Por lo de la puesta de sol, pues sí es bonita, pero ya te digo yo que no es la más bonita del mundo…

    • xipo dijo:

      Copincido contigo tanto en lo de Plitvice como en lo del órgano. Plitvice es espectacular. Fuimos a primera hora, casi los primeros de todo el parque y es alucinante, una maravilla. Zadar también nos gustó mucho, el órgano tranquiliza hasta al más nervioso, yo también recuerdo la melodía y los sonidos, cómo olvidar..jeje
      La pena fue la puesta de sol, no la pudimos saborear bien. Ya se que no es la más bonita del mundo, pero bueno, ya que dicen eso de ella, que menos que poder verla en condiciones para sacar tu propia conclusión…jeje

  6. Helena dijo:

    Plitvice es un lugar que tengo muchas ganas de conocer y sé que algún día cercano caerá. Por cierto que bien se portaron en el hotel al pertimiros dejar las mochilas sin haceros pagar. Parece que la gente por allí es maja, ¿no?
    Ahh! Y apuntado queda lo de ir a primera hora.
    Un saludo 😉

    • xipo dijo:

      Hola Helena!!

      Plitvice es un lugar muy recomendable. A ti que te gusta la naturaleza te encantará. La gente por allí muy maja, enseguida se prestan a ayudarte, y la verdad que tuvimos mucha suerte con lo del hotel, ya pensábamos que nos tocaba caminar por el parque con las mochilas encima… Y encima no tuvimos que pagar por guardarlas, así que nos salió redondo.

  7. Sara dijo:

    Que gran foro y qué útil me está siendo!!!
    Voy este verano a Croacia y me gustaría saber el nombre del hotel donde os permitieron dejar las maletas en Plitvice.
    ¡No me gustaría tener que cargar con ellas! 🙁

    ¿A qué hora cogísteis el bus de Plitvice a Zadar?

    Mil gracias,

    • xipo dijo:

      Hola Sara! Me alegro que te sirva de ayuda la web. El nombre del hotel no lo recuerdo, pero es el único que hay justo a unos metros de las taquillas del parque. Nosotros ni estábamos alojados allí ni nada, simplemente fuimos a pedir que nos guardaran las maletas, que nos habían dicho en las taquillas que las guardaban gratis, y así fue.. no nos costó un duro.

      El autobús destino a Zadar lo cogimos al mediodía, cuando terminamos de ver el parque. Llegamos a las 8 de la mañana allí y acabamos en unas 5 horas la visita…)

      Saludos

  8. Cristina dijo:

    Buenas!!!
    La información que proporcionáis es de mucha utilidad! ¿os acordáis en que entrada del parque os bajasteis? Si la 1 o la 2?
    Gracias!!

    • xipo dijo:

      Creo que era la 1, pero no estamos del todo seguros… Lo que si te puedo decir, que es la que hay justo nada más bajar del autobús que lleva a Plitvice. Bajasd en la carretera, andas un poco y te la encuentras… Creo que es la 1, la principal!

  9. yvette dijo:

    Muchas gracias por la información! Nos vamos el 2 de agosto a Croacia y toda esta información es muy útil.
    A vosotros os hizo mucho calor en el parque? fuisteis en agosto?
    Un saludo 🙂

    • xipo dijo:

      Gracias!! Nosotros fuimos los últimos días de Julio y si, hace calor en las horas centrales del dia. Lo mejor es intentar llegar a primera hora por dos razones: 1-Menos calor 2-Menos gente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.