Qué ver y qué hacer en Mykonos

Mykonos es una de las islas más famosas y con más turistas de todas las islas griegas, y una parada indispensable para todo aquel que visita las islas Cicladas por primera vez. No es ni mucho menos una de mis islas favoritas, y reconozco que la isla no me llegó a atrapar como a lo mejor si hicieron otras como Santorini o Milos, pero del mismo modo reconozco que un viaje por las islas griegas no está completo si no se va a Mykonos, una isla preciosa, pero quizá demasiado masificada por el turismo en comparación a otras.

Por eso, aquí va un listado con algunas de las cosas que ver y que hacer en Mykonos, para que puedas organizar tu visita a esta isla de la mejor forma posible, en la que personalmente pienso que con dos días (si no vas con la idea de salir de fiesta a saco) es más que suficiente.

La mejor forma de recorrer la isla es alquilando una moto o un quad, o en su defecto un coche, aunque esta última opción es algo más cara. Los precios de alquiler de motos o quad rondan los 20-25 euros por día, y te permitirán fácilmente conocer algunas de estas cosas que ver o que hacer en Mykonos.

-Chora

Chora es la capital de Mykonos, un pequeño pueblo de casitas blancas con tejados y ventanas azules y callejuelas estrechas que se enredan como si de un laberinto se tratase. El pueblo es precioso, aunque estoy seguro de que sería mucho más bonito con la mitad de tiendas y gente.

chora-capital-mykonos.JPG

En Chora no os podéis perder:

-Little Venice, la pequeña Venecia

Una de las imágenes típicas de la isla es la de las casas que forman la zona conocida como la pequeña Venecia (Little Venice), uno de los lugares con más romanticismo de toda la isla y que está repleto de viejas casas y restaurantes con terraza. Se dice que estas casas eran usadas por los piratas para traficar con sus botines, y que por eso cuentan con una puerta que da directamente al mar. Las mejores fotos de Little Venice se sacan desde el comienzo de paseo marítimo o desde la zona de los famosos molinos de Mykonos.

little-venice-mykonos-pequeña-venecia.JPG

-Los Molinos de Mykonos

Es la otra foto por excelencia de la isla, sus famosos molinos junto al acantilado. Mykonos aún conserva 7 de los 20 molinos que en su día tuvo hasta la década de 1920 y que hoy en día son una de las imágenes más reconocibles de la isla. Algunos se pueden visitar, como por ejemplo el molino conocido como Boni, y que en su interior está la sede del museo de la Agricultura de Mykonos. Especialmente bonita resulta su figura al atardecer.

molinos-de-mikonos.JPG

-La iglesia de Panagia Paraportiani

Las iglesias en Mykonos suelen tener los tejados rojos (al contrario que en las otras islas, donde suelen ser azules) pero la iglesia más famosa de toda la isla, la Panagia Paraportiani, contrariamente a lo que pueda parecer, lo tiene blanco. De hecho, si nos ponemos serios ni siquiera es una iglesia, sino que son cinco capillas unidas que forman un edificio blanco que además de ser una de las iglesias más antiguas de toda la isla, es de las más fotografiadas. Su nombre proviene de su ubicación, y es que fue construida entre el mar y una pequeña puerta del castillo (Paraporti =pequeña puerta).

panagia-paraportiani-mykonos.JPG

-Callejear por sus callejuelas

Las calles del casco viejo de Chora forman un laberinto de callejuelas empedradas, tiendas e iglesias en el que perderse es muy fácil y además es un gustazo. Sus pequeños rincones, las ventanas y puertas de algunas de sus casas y las vistas que la ciudad ofrece casi a cada esquina que dobla son una gozada, tan solo empañada por la cantidad de turistas que frecuentan sus calles. La mejor forma de descubrirlas es al punto de la mañana, cuando aún sin gente, pasear por sus calles es una pasada.

calles-mykonos.JPG

-El pelícano Petros

Dicen que hay en Mykonos un pelícano que pulula alegremente por las playas y el paseo de la ciudad, acercándose a los turistas y permitiendo incluso que se hagan fotos con él, algo que lo ha convertido en una celebridad en Mykonos y en uno de sus símbolos. Su nombre es Petros, y veréis en las tiendas de Mykonos varios souvenirs con su imagen. En los dos días que pasé allí, no tuve la suerte de cruzarme con él, pero Petros por lo visto, es una institución, así que si os cruzáis con él, no dejéis de sacaros una foto, pues es una estrella en las islas griegas.

Por el resto de la isla y alrededores, tampoco debéis perderos…

-Hacer una excursión a la isla de Delos

Muy cerca de Mykonos se encuentra la isla de Delos, una de las islas más pequeñas de todas las islas griegas, y que está cargada de mitología. Y es que según dice la mitología griega, en esta isla nacieron los dioses griegos Apolo y Artemisa, hijos de Zeus y Leto.

En ella pueden verse los restos de la antigua ciudad de Delos, declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco, una visita realmente interesante. El precio de los barcos de Mykonos a Delos es de 20 euros (ida y vuelta) y el precio por entrar al yacimiento es de 12 euros ( con el carnet de estudiante europeo es gratis). El recorrido es por libre y viene a durar unas 2-3 horas de duración. Importante llevarse líquido y protección solar.

ruinas-delos-mykonos.JPG

-Las playas de Mykonos

Mykonos cuenta con un gran número de playas tanto en la misma capital, Chora, como repartidas por toda la isla. Y las hay de todo tipo .Familiares, nudistas, de arena fina, tranquilas, de fiesta o entre acantilados, busques lo que busques en Mykonos es fácil que encuentres una playa a la altura de tus expectativas. Algunas de las más conocidas son las playas de Elia, Kalafatis, Agrari o Lía. Los nudistas encontrarán su rincón en la playa de Kapari, y los que vayan de fiesta a Mykonos encontrarán su ambiente en el sur, en las playas de Paraná, Paradise o Súper Paradise.

playa-chora-mykonos.JPG

-El faro de Armenistis

En el extremo noroeste de Mykonos se encuentra el faro de Armenistis, un faro construido en 1891 y de 19 metros de altura que tiene unas vistas increíbles al encontrarse rodeado de acantilados. Se encuentra a unos 6-7 kilómetros de Chora y se puede llegar hasta él por una carretera costera que atraviesa la bahía de San Stephanos y la bahía de Houlakia. Sin duda otro de los sitios románticos y con grandes vistas de la isla.

faro-armenistis-mykonos.JPG

-Ano Mera y la iglesia monasterio de Panagia Tourliani

Ano Mera es el único pueblo del interior de la isla de Mykonos. Un pueblo que probablemente pasaría desapercibido si no fuera por la iglesia Monasterio de Panagia Tourliani. Una iglesia de gran belleza debido en gran medida a su torre de mármol así como a su decoración interior, donde destaca un impresionante retablo de madera de 1775 hecho por artistas florentinos. Se cobra un euro por entrar a ver esta iglesia, aunque el día que fuimos nosotros no había nadie para cobrarlo.

panagia-tourliani-ano-mera-mykonos.JPG

Sinceramente pensamos que con dos o tres días es más que suficiente para disfrutar de los encantos de esta isla, una de las más conocidas de las Cicladas. El alto precio de las cosas, y la cantidad de turistas que recorren sus calles, nos hacen personalmente inclinarnos por otras islas mucho más tranquilas, aunque como decíamos antes, un viaje por las islas griegas no es un viaje completo si uno no ha ido a Mykonos, un sitio de esos en los que estar al menos una vez en la vida.

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>