Maastricht: Algo más que un tratado

Maastricht es la capital de la provincia de Limburgo y una de las ciudades más importantes de los Países Bajos, así como una de las más diferentes, ya que el estilo de vida es muy diferente al de otras ciudades del país.. Bañada por el río Mosa, está situada al sur de los Países Bajos, siendo ciudad fronteriza con Bélgica y Alemania.

P1020094.JPG

Es una de las ciudades neerlandesas más antiguas, disputándose este honor con la población de Nimega. Además, es una ciudad pequeña, de poco más de 100.000 habitantes, siendo la decimonovena ciudad por población del país.

Como importante ciudad monumental, Maastricht tiene mucho que ofrecer; arte y cultura son elementos determinantes del carácter de la ciudad. Posee un gran casco antiguo con multitud de callejuelas empedradas con elegantes casas de los siglos XVI y XVII con ventanas llenas de flores.

P1020173.JPG

Las distracciones de la ciudad se encuentran en los eventos y en los periodos de fiestas que se repiten anualmente (son famosos sus carnavales), y en cuanto a la vida diaria de sus habitantes, en los cafés, en los pequeños restaurantes y, en el verano, también en las terrazas. Las bellezas naturales en los alrededores y al otro lado de las vecinas fronteras invitan a hacer excursiones en coche, bicicleta o barco.

El barrio de “Stokstraat”, en el centro de la ciudad, destaca por su elegante galería de tiendas. Este antiguo distrito fue restaurado entre 1957 y 1973. Destacan las fachadas de las casas con interesantes escudos familiares, del siglo XVIII y que son del típico estilo del Renacimiento de la región del Mosa.

La ciudad vieja está rodeada por un pequeño muro, una antígua muralla, llamada la muralla de nuestra señora, al lado de la iglesia del mismo nombre, la cual fue construida alla por 1229 como parte de la muralla exterior de la villa. Desde lo alto del muro, se ve el distrito de Wyck, al otro lado del rio Mosa. Al final del muro se pasa por debajo de la llamada Hellpor o Puerta del infierno, que también formaba parte de la muralla exterior. Esta puerta tenía originalmente una reja levadiza cuya ranura se ve en la bóveda.

P1020299.JPG

Maastricht no es una ciudad que destaque por sus iglesias, aunque tiene algunas de bella factura. Destaca la iglesia de Nuestra Señora, y también la de San Servasio. San Servasio fue el primer obispo de los Países Bajos, y es en esta iglesia donde se encuentra su tumba.
Otra iglesia destacable es la de St.Janskerk, o San Juan, con su torre roja de casi 70 metros de altura. Esta iglesia gótica data en su mayor parte del siglo XII.
Pero sin duda alguna, la iglesia más destacable de la ciudad y la que merece una visita es la Salexyz Dominicanen, un edificio del siglo XIII que pertenecía a los dominicos y que ha sido transformado en una librería. De hecho fue nombrado por la revista “The Guardian” como la mejor librería del mundo. Podeís saber más de esta librería pinchando aquí.

Además de todo esto, Maastrich es una ciudad con un alto nivel por la gastronomía, y sin duda la ciudad idónea para probar la rica comida holandesa. Es por ello que en el mes de Agosto, se celebra un festival gastronómico de cuatro días de duración donde los bares y restaurantes ofrecen menús tradicionales.

Sin duda es Maastricht una ciudad actual y cosmopolita, con un cierto aire medieval, y con un gran gusto por la gastronomía. Además la inexistencia de canales la hace la ciudad antónima a sus compañeras holandesas. Viajar a ella es  una buena oportunidad para disfrutarla y conocer algo más sobre ella, además de su famoso tratado.

-Sigue todas las novedades del blog y no te pierdas nada siguiéndonos por nuestros canales de FacebookTwitterInstagram y Youtube. Así nos ayudas a crecer. Gracias.

Relatos de otros viajeros #postamigo                                                                               La ZapatillaMaastricht, la más sureña de Holanda                                                                  -¿No sabes lo que es el #postamigo? Pincha aquí

2 respuestas a Maastricht: Algo más que un tratado

  1. José Carlos DS dijo:

    Solo por divisar el río Mosa desde la orilla bien merece la vista a esta ciudad, no conocía la Torre roja de St. Janskerk, me ha llamado mucho la atención 😀

    Saludos!!!

  2. Xipo dijo:

    La verdad que Mastricht tiene algo especial, es una ciudad distinta a todas las demas ciudades holandesas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.